viernes, 21 de marzo de 2014

Artemis, uCon las nuevas posibilidades de comunicación y transmisión de datos todo el mundo parece bien servido, pero lo cierto es que cada vez necesitamos de redes de capacidad (ancho de banda) para disfrutar plenamente de ellas. 

Las razones son dos: primero, que cada vez más y más gente usa los dispositivos móviles para transmitir todo tipo de información; segundo, que esa información tiene un mayor tamaño, por lo que ocupa más espacio (digamos, ‘megabytes’) por tratarse de fotos y vídeos de más calidad, resolución y tamaño.

Esto es fácil de apreciar en lugares de gran concentración de gente de forma ocasional. Los ejemplos que suelen usarse son los estadios de fútbol, conciertos o manifestaciones. 

Quienes viven en las playas y zonas de vacaciones también saben que aunque durante el año las comunicaciones funcionan razonablemente cuando llegan las avalanchas de turistas la cosa empeora.
Y, en cuanto al tipo de información transmitida, lo mismo sucede: quizá sea fácil ver un vídeo de noticias en línea en casa, pero si vas al centro de la ciudad o estás en un evento masivo, mejor olvidarlo.na apuesta tecnológica para transmisiones móviles de alta velocidad


  • Permitiría velocidades hasta mil veces mayores que las actuales
  • Hay que situar antenas públicas en los lugares con más usuarios simultáneos
  • Los dispositivos no tendrían que compartir canales y se aprovecharía la capacidad de transmisión

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada